Antes de maltratar piensa que el maltrato es un delito y cuesta la cárcel

    Se ha detenido a 8.790 hombres y se han tramitado 8.412 denuncias durante el estado de alarma, según datos de la Policía Nacional.

    30/06/2020.
    Recursos para víctimas de violencia de género durante la emergencia sanitaria del Covid-19

    Recursos para víctimas de violencia de género durante la emergencia sanitaria del Covid-19

    Durante el confinamiento y en esta etapa de las sucesivas fases de desescalada han sido varios los servicios que han estado atendiendo a las víctimas de violencia de género, pero también vigilando que no se produzcan más agresiones. En este último caso, según las unidades especiales de violencia de género de la Policía Nacional, se ha detenido a 8.790 hombres y se han tramitado 8.412 denuncias durante el estado de alarma. En este periodo se han realizado 245.000 contactos con víctimas y más de 70.000 controles.

    Los maltratadores deben saber que maltratar no es gratis. De hecho, el Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género del CGPJ daba el dato oficial de 33.000 varones condenados por delitos relacionados con la violencia de género en 2018, de los cuales 3.940 terminaron dentro de la cárcel. Instituciones Penitenciarias recalca que este delito es la tercera causa de entrada en prisión. De esos 33.000, otros 9.110 fueron obligados por el juez a someterse al programa PRIA-MA (Programa de Intervención para Agresores) como medida alternativa y 20.010 tuvieron que realizar trabajos en beneficio de la comunidad -otra de las medidas alternativas al ingreso en prisión contempladas en el Código Penal-.

    El PRIA-MA tiene una duración estimada de 10 meses. Se realiza en formato de terapia de grupo o individual en la que se persigue el objetivo de erradicar las conductas violentas y el nivel de reincidencia de los participantes, así como mejorar la psicología de los delincuentes de género. Asisten los condenados por violencia de género que están obligados por sentencia judicial a participar activamente en este programa que administra Instituciones Penitenciarias y ejecutan distintas ONG en todo el territorio nacional.

    Para aquellos que están penados con la privación de libertad, el seguimiento de alguno de los tratamientos es voluntario. De hecho, de los casi 4.000 presos solo alrededor de 500 lo realizaron en 2018. La presidenta del Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Ángeles Carmona, reconocía que en España tenemos una asignatura pendiente, que es el tema de la reeducación de los maltratadores. Aunque esta es una cuestión polémica en el feminismo, puesto que no todos los grupos de activistas están de acuerdo con las terapias de reeducación.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.