Jornada sobre gestión policial de la diversidad y de los delitos de odio

    La Federación Estatal de Servicios a la Ciudadanía y la Federación de Servicios a la Ciudadanía de Navarra de CCOO organizaron el pasado viernes día 2 de febrero de 2018 en Pamplona una interesante jornada sobre la Gestión policial de la diversidad y de los delitos de odio.

    05/02/2018.
    Jornada sobre gestión policial de la diversidad y de los delitos de odio

    Jornada sobre gestión policial de la diversidad y de los delitos de odio

    El acto, que tuvo lugar en la sede del Tribunal Laboral de Navarra, contó con una amplia participación de miembros de los distintos cuerpos policiales que trabajan en la Comunidad Foral. Más de 70 personas, entre policías forales, policías locales, policías nacionales y guardias civiles, pudieron debatir de primera mano tras las exposiciones realizadas por tres ponentes que se encargaron de poner sobre la mesa aspectos como la gestión policial de la diversidad, el tratamiento policial de los delitos de odio, o la visión internacional de estos mismos. Un encuentro abierto a la reflexión sobre el respecto a la diversidad, la tolerancia y la gestión policial de lo diferente que los y las profesionales de la seguridad pública desarrollan día a día.

    La jornada fue inaugurada por el jefe de los servicios informativos de Navarra Televisión, Ricardo Beitia, quien expuso ante los presentes la responsabilidad de los propios medios de comunicación ante un fenómeno que, aunque no es nuevo, sí que en los últimos tiempos está ocupando muchas páginas y horas en las redes sociales y en los propios medios audiovisuales. Beitia hizo un pequeño repaso a los casos más mediáticos que han estado en boca de la ciudadanía últimamente, para concluir apostando por una clara diferenciación entre la libertad de expresión y la incitación al odio como acción antijurídica punible.

    A continuación, Miguel Ángel García, segundo jefe de la Policía Local de Fuenlabrada (Madrid), expuso la experiencia que desde hace 14 años llevan implementando en esta localidad, gracias a la cual están obteniendo unos resultados extraordinarios que llevan a una legitimación social de la propia función policial. Un trabajo desarrollado desde la convicción de la existencia de la diversidad humana, partiendo de una aceptación plena de ésta, y que está llevando a un cambio radical en el quehacer de los policías y de las policías de este cuerpo de seguridad. Vivimos en una sociedad diversa y por eso mismo los servicios policiales deben ser servicios públicos inclusivos. La policía debe integrar en su actuación a las diferentes comunidades nacionales existentes. Debemos gestionar la diversidad. García puso el acento en la necesidad de interactuar con todos los colectivos sociales para dar una cohesión firme y duradera a las relaciones dentro de la propia comunidad. Recordó que el discurso precede a la acción, de ahí la importancia de actuar de manera firme contra esa narrativa incendiaria que, de no atajarse a tiempo, supondrá un problema para la sociedad.

    Gabriel Trejo, autor de la novela EL DRAGÓN VERDE, ex policía y director de la empresa de formación PROMAX, disertó sobre el tratamiento policial de los delitos de odio. Un tema peliagudo que, tal y como él adelantó, no deja de tener polémica en el seno de la misma sociedad. Trejo hizo un repaso concienzudo de los distintos tipos penales que ampara el código penal español en todo lo relacionado con los delitos de incitación al odio. El ex policía defendió el mayor grado de victimización que tienen las personas que han sido objeto de este tipo de delitos, puesto que, a las consecuencias de la propia agresión, vejación, amenaza… hay que añadir el componente de odio, de haberlo hecho por pertenecer a un grupo concreto (sexo, raza, religión…).

    América Gutiérrez, criminóloga y catedrática de derecho penal, ofreció una visión internacional de los delitos de odio, desde la perspectiva de su México natal. El odio enraizado en ese país tiene mucho que ver con los valores sociales, ideológicos, culturales y de supervivencia diaria. La sensación de inseguridad ciudadana, la corrupción y la delincuencia (narcotráfico, homicidios, tráfico de personas y de órganos…) son el caldo de cultivo ideal para la proliferación de este tipo de delitos contra el diferente.

    Gutiérrez relató en primera persona su propia experiencia al respecto. Ella fue víctima de un secuestro; torturada y vejada hasta que sus agresores consiguieron el dinero que querían. Víctima elegida al azar por el mero hecho de ser una mujer blanca que debía ser violentada por sus captores. Una vivencia verbalizada por primera vez, y que supuso el reconocimiento de los presentes por la valentía mostrada al compartirla con todos y todas. Desde la experiencia vivida, animó a trabajar en el respeto hacia el contrario, desdeñando cualquier actitud basada en el odio que conduce a una empobrecimiento de la sociedad.

    Tras los paneles presentados, clausuró la jornada el secretario general de CCOO en Navarra, Chechu Rodríguez, quien agradeció la presencia de todas las policías que trabajan en nuestra comunidad y sentenció que gestionar la diversidad en una sociedad cada día más compleja y diferente es un reto enorme, y estas jornadas sin duda contribuyen a que hoy las policías sean más cercanas y capaces de atajar los delitos de odio.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.